Volviendo tras varios meses en la carcel.

22, 2010, marzo

Anuncios

Tocando(nos) con la polla y los cojones.El piano II.

9, 2008, mayo

Me lo paso bien con mi primo, nos hemos rapado las partes pudendas, y nos dedicamos a la gira americana de las televisiones locales antes que nos desenchufen por el apagón analógico.

La gente cree que lo que hacemos es un Don, pero Don sin Din, “cojones en Latín“.

Para proximos dias es de esperar La flauta de Bartolo, la de un agujero sólo.

El ególatra ensimismado en sí mismo o en su onanismo.

6, 2008, mayo

Tanta mierda de solidaridad o de poner la puñetera cruz en las ONG´s de turno en tu declaración de IRPF contractual con el estado. Autoapadrinaté, lo demás puede esperar. Y si autoapadrinarte significa tocarte la flauta, hazlo hasta que chorree liquido preseminal. Vuelve tus ojos en blanco y eriza tus pezones.

Sólo mi olor a sovaco es solidario, esa peste no me importa compartirla, que la humanidad huela mi humanidad.

Y si quereis caspa, la voy guardando en tarros numerados con tapas de color pastel.

Todavía no he visto masturbación alguna en un muerto, por eso, si teneis 2 minutos, no lo dejeis pasar, tocaos con frivolidad, alevosia y malversación. Como lo haría Ofelia, la de Mortadelo y Filemón.

Mi corbata preferida

28, 2008, abril

Depende del aire, así me da por una cosa o por otra. Ahora que sopla del Sudeste Asíatico, me da por las corbatas, y me las pongo para desayunar, para almozar y para cenar.

Por supuesto en mi audiencias con el nuncio también me las pongo, y hoy estoy cachondo y me he puesta esta con forma de polla. No lo dudo, soy un falocrata.

La gente me silva por la calle y las nonagenarias me paran para hacerme el nudo. Yo les pido que me acaricien el lomo que me mola o que me den pequeñas collejitas a alto ritmo tipo Benny Hill, pero se empeñan en atarme el nudo hasta que mis alveolos no dan más de sí, y el color lila se apodera de mis mejillas/mejillones.

Soy un fashion victim.

Operación Mongo!.

2, 2008, abril

A decir obviedades, rascando la guitarra con el muñón.

Parece que tiene gracia, pero yo me río más de las risas enlatadas que ponen de fondo en las comedias americanas.

Todo sea porque le consoliden la pensión no contributiva!.

Mientras más me rasco el sovaco, más colorado se me pone, de hecho me han salido algunos granos con colores diversos, parece una reunión de Lacasitos.